Muchas mujeres, especialmente si no son expertas en cosmética, enfrentan un dilema cuando se maquillan para una noche en la ciudad. ¿Cómo creas ese efecto va-va-voom sin exagerar? ¿Deberías probar una nueva técnica o color, o simplemente tratar de amplificar el maquillaje básico que siempre usas? ¿Y cuánto es demasiado?

Este es nuestro consejo más importante para el maquillaje de noche: Trate de controlarlo. En su esfuerzo por crear una apariencia realmente especial, será tentador ir a por todas en cada parte de su rostro. Pero es mejor elegir una característica para darle un tratamiento dramático y dejar el resto lo más neutral posible. Definitivamente somos partidarios de salir de tu zona de confort de maquillaje, pero terminarás luciendo como una reliquia de «Dinastía» con ojos ahumados, labios rojos y rubor magenta. Si quieres ojos oscuros, elige un brillo transparente para tus labios. Y si te mueres por usar ese lápiz labial fucsia, ten cuidado con el delineador y el rímel.

Es posible lucir espectacular sin tener que aplicar 16 kilos de maquillaje. Aquí hay cinco consejos sutiles para el maquillaje de noche que funcionarán para casi cualquier persona.