¿Su empresa tiene una política de teletrabajo? ¿Podría trabajar por cuenta propia, a tiempo parcial o compartir el trabajo con alguien?

Unas semanas antes de que terminara mi licencia de maternidad, llamé a mi jefe para preguntarle sobre la posibilidad de «arreglos de trabajo alternativos». Hubo un momento aparentemente interminable de silencio, y luego se echó a reír. Probablemente no era una buena señal, pero seguí adelante.

Pedí trabajar desde casa, y cuando la empresa no aceptó, pedí trabajar medio tiempo. Para mi gran alivio, acordaron una semana laboral de dos días y medio, 20 horas. Afortunadamente, muchas empresas hoy en día tienen una variedad de opciones para las madres trabajadoras.